Metodología

El proyecto se estructura en tres fases: en la primera preparatoria se elaborará de manera participativa un “Modelo voluntario de reintegración para personas que salen de prisión sin liberación escalonada”, se organizará la participación de las entidades del tercer sector, que aportarán los coordinadores y los voluntarios, y se llevará a cabo la formación. En la segunda de implementación, en base a la selección aleatoria del grupo programa y de un grupo colaborador, se procederá a ofrecer a todas las personas del grupo programa la ayuda a la reintegración definida en el modelo y canalizada a partir de un voluntario, teniendo esta ayuda una duración de un año entre el contacto inicial a prisión y la continuación a partir de la liberación. El objetivo del proyecto es que el número de personas que consientan llegue a las 150. Finalmente, en la fase de evaluación y difusión, se analizarán de manera cuantitativa y cualitativa los resultados del proyecto y se procederá a transmitir a la sociedad sus implicaciones.